Bodegas y expositores de vino

Existen personas a quienes les agrada adquirir muchos vinos, y para ellos existe la posibilidad de almacenarlos en una bodega profesional, en dónde las condiciones óptimas estarán garantizadas. Alternativamente, se puede construir en el hogar bodegas y expositores de vino, si se tiene espacio suficiente para ello, sin embargo, el agregado de una bodega no debe tener un efecto importante en el valor total de la construcción de la vivienda, se lo puede comparar con la construcción de un baño, no obstante el vino en una casa es almacenado en estantes, en armarios o bodegas, ya que no cualquiera puede darse el lujo de tener las condiciones de ambiente para la conservación de los vinos.

Bodegas y expositores de vino
Bodegas y expositores de vino

Como a cualquier agregado de muebles para una casa o restaurante, la contratación de un carpintero es lo ideal para la realización de los expositores de vinos, ya que ellos son los que saben de las medidas y de las formas que hay para la construcción de ellos. Hay hoy en el mercado, pequeñas bodegas y expositores de vino para colocar en las mesadas de las cocinas o debajo de la mesada, para unas cuantas botellas, dependiendo de los vinos que se tiene. Mucha gente que posee sótanos en una gran casa, construye las grandes bodegas en ellos, es el lugar ideal para la conservación de los finos vinos, el ambiente que se crea de poca luz, tranquilidad, oscuridad y humedad, permite que el vino tenga una buena vejez y se conserve con sus propiedades intactas. Hay también expositores para vino colgantes, que son los que se usan en los bares de hoy de tintes europeos, de metal, o de hierro, y si el lugar es limitado es otra de las alternativas a tener en cuenta. Si no se tienen idea de cuánto vino será el adquirido a lo largo de los años, conviene confeccionar los expositores apilables para poder agregar lo necesario y no equivocarnos.

Las maderas que se usan para este tipo de muebles, son el roble, que es una de las maderas más bonitas y finas, el cerezo, el abedul y porque no el algarrobo. Todas decorarán el ambiente que junto a la tenue luz, ambientará de una manera especial el lugar elegido para la degustación de los vino, junto a los amigos. El hierro forjado es otro de los elementos que se usan para ello, y si está pintado de negro mucho mejor. Hoy existe en el mercado infinidad de muebles para este menester, por eso, siempre tenemos que preguntar y averiguar para que la bodega nuestra sea la mejor y mejor dicho, la que mejor se adapte a nosotros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba